Se busca voluntario en Çarakura

El voluntariado es un valor en desuso. Existe un tipo de voluntario que busca la experiencia que intensifique su vida en el lugar más remoto del planeta al encuentro de un proyecto que satisfaga sus necesidades románticas. Pero ¿qué tipo de intercambio se establece realamente? Pues, en muchos lugares, quien lo recibe adecua, desgraciadamente, una serie de tarifas. En Costa Rica, por ejemplo, el voluntario debe pagarse el alojamiento y la comida como si fuera un hotel de tres estrellas. Este tipo de voluntariado, cada vez más extendido y exclusivo, se ha convertido en un valor de mercado, en una moda tránsfuga que favorece muy poco al que lo necesita de verdad. El quid pro quo imprescindible se diluye y desaparece, y no beneficia en nada la causa noble de quien destina su tiempo al otro. En plena globalización tenemos que conseguir revertir el individualismo que impone el Capital por la solidaridad y las interrelaciones humanas.

Bruno, un argentino amante de la naturaleza, y Gustavo, un brasilero que lleva más de un año en el Programa de Voluntariado del Instituto Çarakura, nos explican su experiencia personal y aprendizaje como voluntarios en este proyecto basado en la permacultura y la bioconstrucción en Florianópolis, Brasil.

Para saber más  sobre qué es el Instituto Çarakura te recomendamos el articulo que dedicamos a esta imprescindible iniciativa como laboratorio de vida sostenible: “Çarakura, aprendiendo a vivir con impacto cero“.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s